Práctica Grupal

Un titular de mármol para Enrique Meneses

Los periodistas son los únicos que no pueden redactar sus propios obituarios, de hacerlo tendrían un espectacular titular, ya que la firma siempre iría impresa. Así sería el alma incansable de Enrique Meneses Miniaty, como la de muchos periodistas que acaban con un bolígrafo y una libreta entre sus manos hasta el último día, esperando a que su propio funeral tenga una entradilla novedosa y un despiece que indague en profundidad sobre su persona.

Captura de pantalla 2013-02-19 a las 17.49.38

Casualmente Enrique Meneses nació tres días antes que el crack del 29 o llamado también Jueves Negro, seguro que si su madre le hubiera dado un lápiz y una cámara fotográfica Brownie Kodak modelo F con cuerpo de aluminio o quizás una Leica 1 con una película de formato en 35 mm, entonces hubiera redactado este tipo de noticia, siendo una de esas fechas señaladas en la historia que marcaría el inicio de la Gran Depresión.

En su infancia vivió en Paris la ocupación alemana durante la Segunda Guerra Mundial, y aunque el periodismo rasgaba su piel, terminó la carrera de Derecho en las universidades de Salamanca y Madrid. Pero definitivamente esas máquinas de escribir con sus teclas mecánicas fueron las que presionaron la tinta de su sangre y le convirtieron en ese periodista que no se amilanaba en hacer cualquier entrevista, ya fuese a los revolucionarios cubanos del Ché Guevara y Fidel Castro donde fue detenido por la policía Batista hasta enviar su articulo a Paris Match. Pero ésta no fue la única guerra que llegó a cubrir, pues estuvo en la guerra de Rhodesia, en la de Bangla Desh al independizarse de Pakistan y en el asedio de Sarajevo.

Su trayectoria prosiguió en corresponsalías como la India, Nueva York y fue en EEUU donde pudo cubrir la noticia de la muerte de Kennedy en 1963. Enrique Meneses trabajo en medios como Televisión Española, dirigiendo el programa “A toda Plana” en 1964, dirigió la delegación americana del ABC y la edición española del Playboy en 1976. En su itinerario como periodista pudo entrevistar a personajes tan relevantes como Nasser, el rey de Jordania, el rey Faissal de Arabia, al Dalái Lama, el Sah de Irán, Farah Diba, Martín Luther King Jr. y al pintor surrealista español Salvador Dalí entre muchos otros de gran relevancia.

Su trayectoria prosiguió en corresponsalías como la India, Nueva York y fue en EEUU donde pudo cubrir la noticia de la muerte de Kennedy en 1963. Enrique Meneses trabajo en medios como Televisión Española, dirigiendo el programa “A toda Plana” en 1964, dirigió la delegación americana del ABC y la edición española del Playboy en 1976. En su itinerario como periodista pudo entrevistar a personajes tan relevantes como Nasser, el rey de Jordania, el rey Faissal de Arabia, al Dalái Lama, el Sah de Irán, Farah Diba, Martín Luther King Jr. y al pintor surrealista español Salvador Dalí entre muchos otros de gran relevancia.

Sin embargo, la obstrucción pulmonar que le hacía ser dependiente de una botella de oxigeno para ayudarle a respirar y la avanzada edad, le impidieron actualizar su web personal. Para este periodista madrileño adaptado a los tiempos, dejó en la red muchos reportajes, de ahí a que todavía sus artículos tengan vida propia, nos hablen y nos invitan a tener una conversación con el Meneses que ha silenciado su voz.

Lo último que escribió estuvo fechado el 15 de noviembre de 2011 y que titulaba “Artur Más y el truco del almendruco”, hacía una reflexión sobre la situación catalana con la inviabilidad en su independencia, argumentado con la sabiduría de un filósofo griego lo que significaba esta escisión en el mapa de su querida España.

Sólo quien quiera hacer justicia a su memoria, internet ofrece unas excelentes entrevistas donde la profesión periodística que Enrique Meneses como muchos otros que como él van desapareciendo, crean un altavoz para que la sociedad les escuche lo que tienen que decir, para ser críticos con quienes hay que serlo, para contar las historias del día a día, así es el escritor de prensa ya sea en papel o en pantalla que desean sacudirnos con la verdad, que no es otra que una realidad vista desde los ojos de quien la manifiesta.

Para Enrique Meneses el 6 de enero de 2013 las horas se detuvieron un instante sobre el desfiladero donde se precipitó su sombra, pero ellas, las intratables hijas del señor Cronos, continuaron por un sendero sin su compañía, buscando adherirse a otra víctima a la que vuelvan abandonar en cualquier garganta de piedra, y sólo el silencio respetuoso contribuye a retratar a un periodista que nunca dejó de transmitir mensajes a través de la escritura, pero en el día de la adoración a los Reyes Magos, él, fue la noticia y es más que probable que si le llegásemos a preguntar nunca hubiera querido ser el protagonista de la información.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s